miércoles, 6 de julio de 2011

Meditando: Los mimos



Esta mañana recordaba a un par de mimos que estaban en una esquina de una concurrida calle. Su labor era la de imitar lo más gracioso posible a cada transeúnte que por allí andaba teniendo en cuenta cada movimiento de la víctima de su actuación. Estos mimos tenían un propósito al imitar a cada persona que pasaba y era el de recibir dinero y de paso, hacer reír a los espectadores. 

Eso me hizo recordar lo que dice la Biblia:

"Sed imitadores de mí, así como yo de Cristo." - 1 Corintios 11:1 

Nosotros, como creyentes en Cristo, somos llamados a seguir diariamente los pasos de nuestro Maestro, tratando de parecernos lo más posible a Él, con el propósito de recibir la bendición de Dios que Él nos ha prometido.

Aunque muchos imiten a otros, nosotros seguimos al verdadero modelo de vida: Jesucristo.

Si desea seguir siendo inspirado por la Palabra de Dios, te invitamos a escuchar:
www.miesradio.com.co

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada